Las piscinas en azoteas: una tendencia en auge

La construcción de piscinas en las azoteas de las casas se está convirtiendo en una tendencia en auge, y ya son muchas las viviendas de nueva construcción las que incluyen este elemento. Bajo nuestro punto de vista, es un elemento muy atractivo para aquellos que buscan viviendas con un extra de confort.

Lo fundamental a la hora de plantearse la incorporación de este elemento es asegurarse de que no exista ningún problema de impermeabilización o filtraciones de agua que puedan generar un problema futuro.

En las ciudades grandes, como Madrid, Barcelona o Zaragoza, es habitual encontrarse piscinas en las azoteas de los edificios que permiten disfrutar de impresionantes vistas de la ciudad.

¿Es posible construir una piscina en la azotea de un edificio?

Evidentemente, antes de ponerse manos a la obra, hay que realizar diversos cálculos de estructura, en la que se aplicará el refuerzo necesario para la zona de la piscina. Por esta razón, es fundamental saber con exactitud el peso de la piscina, el peso del agua y el peso máximo que puede aguantar el forjado.

Importante: Incluso si estás pensando en colocar una piscina hinchable para los niños, es muy conveniente tener esto en cuenta.

En cuanto a los sistemas utilizados para las piscinas en azoteas, destacar que existen distintos materiales que pueden ser empleados para su construcción: acero inoxidable, el poliéster y el hormigón proyectado (o gunitado).

¿Cuáles son las ventajas de estos materiales?

La utilización de acero inoxidable en la construcción de piscinas en azoteas resulta muy interesante ya que es muy resistente y se adapta a todo tipo de suelos. Además, no precisa de mucho mantenimiento y tiene una perfecta estanqueidad.

El uso de poliéster reforzado con fibra de vidrio es mas rápido de instalar, pero presenta limitaciones de medida y modelos a elegir. A diferencia del anterior, este requiere un mayor mantenimiento.

En nuestra opinión, lo más recomendable a la hora de construir piscinas en la parte alta de un edificio, es utilizar hormigón proyectado (o sistema Gunite). El término Gunite proviene del término anglosajón “Gun”, y hace referencia al sistema de hormigón proyectado mediante una manguera de alta presión. Este método resulta muy versátil en cuanto a la superficie donde se proyecta el producto y es el más aconsejable para conseguir la mejor estanqueidad del vaso.

 

¿Necesitas más información?

Para solicitar información, puedes ponerte en contacto con nuestras oficinas a través del teléfono 976 432 400 o a través de nuestro correo electrónico: almozara2000@almozara2000.com

Related Posts